El cambio climático: Su impacto en Castilla-La Mancha

El cambio climático representa el mayor reto que debe enfrentar la humanidad, tanto en el presente como en el futuro. Este fenómeno se está manifestando cada vez con mayor virulencia sobre el propio ecosistema terrestre, pero también sobre la salud y el bienestar de las personas.

 

El origen del cambio climático tiene su origen en las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI), cuyas fuentes son tan heterogéneas como lo son la actividad económica y social.

 

Los informes científicos indican que los impactos del cambio climático sobre los ecosistemas y sectores productivos en España están siendo y serán importantes, ya que la península Ibérica es más vulnerable al cambio climático en relación a otras zonas de Europa. Castilla-La Mancha es además una de las regiones del área mediterránea donde se prevé que los impactos del cambio climático serán mayores.

 

Retos y oportunidades

 

Los impactos del cambio climático ya se están produciendo en mayor o menor medida y pueden recaer sobre ámbitos tan variados como la salud, los bosques, la agricultura, la actividad industrial o el turismo, entre otros.

 

Por esta razón es necesario plantear tanto respuestas que pasen por la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, lo que se denomina como “mitigación”, así como respuestas ante los impactos que ya no se pueden evitar, lo que se considera como “adaptación”.

 

Del mismo modo, la lucha contra el Cambio Climático no sólo plantea retos, sino también oportunidades. Por ejemplo, la mitigación nos puede permitir reducir la dependencia de combustibles fósiles en base a un nuevo modelo energético de producción y desarrollo definido en base a parámetros y objetivos más sostenibles.

 

Y en el caso de la adaptación, y ante los impactos que ya se están produciendo, se considera la importancia de adoptar medidas para incrementar la resistencia y reducir los costes a un mínimo. Los beneficios de acciones enérgicas y tempranas superan con creces los costes económicos de la inacción.

 

No obstante, conforme se incrementen los impactos del cambio climático, mayores serán los costes que permitan responder de una forma efectiva al mismo. Estos costes no solo se miden en términos económicos, sino también en lo relativo al bienestar, la salud, la generación de empleo o la propia estabilidad política, social y económica de las comunidades afectadas.

 

Plan de actuación en Castilla-La Mancha

 

Dada la amplitud de los sectores implicados a la hora de hacer frente al cambio climático, y que muchos de los ámbitos que contribuyen a las emisiones de GEI o que se verán afectados por el mismo son competencia regional, desde el Gobierno regional de Castilla-La Mancha se trabaja por llevar a cabo una labor de lucha frente al cambio climático realista, eficiente e integrada.

 

El objetivo es alcanzar, que tanto desde las administraciones como la sociedad en general se busquen, en el

marco del diálogo social, soluciones y compromisos que establezcan las garantías para un modelo de

desarrollo basado en la sostenibilidad e integrado en el conjunto de políticas socioeconómicas.

 

Considerando la salud y las políticas sanitarias, se propone desarrollar una serie de actuaciones dentro de la

estructura de la Consejería de Sanidad y el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha que permita elaborar un

plan de actuación en materia de cambio climático y salud. El objetivo principal es el de establecer diferentes

líneas generales de conocimiento y actuación, que permitan que nuestro sistema sanitario tenga la capacidad

suficiente de respuesta ante los posibles impactos que sobre la salud de las personas y el sistema sanitario

tendrá, y está teniendo, el cambio climático.

 

Presentación Oficina del Cambio Climático de Castilla-La Mancha: respuesta regional frente al Cambio Climático.