Preguntas frecuentes sobre donación de sangre

Cualquier persona sana entre los 18 y los 65 años de edad, con un peso mínimo de 50 kg. Si un donante habitual cumple los 65 años puede seguir donando, con autorización del médico responsable.

Los hombres, cuatro veces al año; las mujeres, tres veces al año. Entre dos donaciones debe transcurrir un mínimo de dos meses. Las donaciones de aféresis pueden realizarse con más frecuencia.

En una donación de sangre total se extraen mediante una punción en la vena 450 cc de sangre con todos sus componentes. 

 

En las donaciones por aféresis, tras un proceso de separación, se selecciona un componente sanguíneo y se devuelven los demás al donante.

De una donación de sangre total se obtienen unidades de concentrado de hematíes, plasma y plaquetas.
 
La donación de plasma tiene sus ventajas. Si el donante dispone de más tiempo y decide donar plasma se obtiene una cantidad mayor de estos componentes sanguíneos por cada donación.
 
Asimismo, si el donante tiene falta de hemoglobina, como les ocurre a algunas mujeres durante la menstruación, no podrá donar sangre pero sí plasma.

Una donación de sangre total suele durar unos 20 minutos. Las donaciones por aféresis requieren un poco más de tiempo y depende del componente obtenido.

No, en cambio es aconsejable tomar algún alimento ligero dos horas antes.

No, lo más recomendable es ingerir abundantes líquidos sin alcohol y mantener el régimen habitual de comidas.

 

No, la donación de sangre no entraña ningún riesgo de este tipo. Todo el material utilizado en la donación es estéril y de un sólo uso.

Sí, antes de donar se hacen análisis de sangre para conocer el estado de salud del donante.

Sí, una vez finalizado el estudio se le enviará información sobre el resultado.

Por supuesto. La donación de sangre es voluntaria y altruista y nadie puede ser obligado ni coaccionado para donar.

No, la donación de sangre es un acto altruista y no está retribuida en nuestro país.

En la mayoría de los casos, sí. Sin embargo, antes de donar debe informar al médico responsable acerca de la ingesta de cualquier fármaco.

No, deben pasar seis meses tras el término del embarazo.

Se puede donar si la hepatitis padecida es de tipo A. En cambio, no se podrá donar si se ha padecido hepatitis tipo B o C.

No, deben transcurrir cuatro meses desde el último contacto.

Si se trata de una intervención de cirugía mayor, cuatro meses. Si es una cirugía menor, el tiempo necesario hasta la recuperación, con un mínimo de una semana.

Sí, pero si ha estado en zonas endémicas de paludismo, fiebre amarilla o cólera, deben pasar seis meses desde la vuelta del viaje.

Sí, siempre y cuando el nivel de hemoglobina sea normal.

Sí, no existe ninguna contraindicación al respecto.

Sí, pero se recomienda no fumar en las dos horas siguientes a la donación.

Sí, siempre que no se presenten síntomas agudos de la enfermedad.

Sí, salvo que el tratamiento sea con beta-bloqueantes.

Sí. Sin embargo, no se puede donar sangre padeciendo hipertiroidismo.

Se puede donar si la diabetes es tratada por vía oral. En cambio, no se puede donar si es tratada con insulina.

 

Puede donar transcurrido un periodo de tiempo de cuatro meses desde que se realiza.