16/11/2018
I Edición Premios OAT 2017

El Servicio de Farmacia del Área Integrada de Almansa, finalista en unos premios nacionales que reconocen proyectos de adherencia al tratamiento

El proyecto presentado es el Programa de continuidad de cuidados para pacientes de Salud Mental con el que se simplifica el procedimiento de dispensación de la medicación antipsicótica a los pacientes del Área y se consigue una óptima adherencia al tratamiento. 

Albacete, 16 de noviembre de 2018.- Un proyecto del servicio de Farmacia de la Gerencia de Atención Integrada de Almansa, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, ha resultado finalista en la primera edición de los Premios OAT para la mejora de la Adherencia al Tratamiento en la categoría Multidisciplinar.
 
Se trata de unos premios nacionales que pretenden contribuir al reconocimiento público de todas aquellas entidades y personas físicas o jurídicas del ámbito de la sanidad que, durante 2017, hayan desarrollado proyectos o planes de adherencia al tratamiento en los pacientes.
 
El proyecto almanseño reconocido es el Programa de continuidad de cuidados para pacientes de Salud Mental, que se puso en marcha en noviembre de 2016 con el objetivo de dispensar, desde el Servicio de Farmacia del Hospital General de Almansa, la medicación antipsicótica de liberación prolongada a los pacientes en tratamiento del Área Integrada.
 
Gracias a este programa, se simplifica el circuito que siguen los pacientes, lo que facilita conseguir una óptima adherencia al tratamiento además de permitir controlar de forma más directa la consecución de los objetivos terapéuticos marcados por el Servicio de Salud Mental, detectar signos que alertan de reagudizaciones o recaídas del paciente, mejorar la continuidad de los cuidados y fomentar hábitos de vida saludables.
 
En la ejecución de este programa se han implicado y coordinado profesionales del Servicio de Farmacia, Salud Mental y Atención Primaria, así como la familia y agentes sociales, y el propio paciente que debe concienciarse de su enfermedad.
 
En concreto, el Proyecto va dirigido, principalmente, a pacientes con esquizofrenia, una patología crónica, donde la adherencia al tratamiento es un factor clave para el control de la enfermedad.
 
Diversos estudios señalan que sobre un 41 por ciento de estos pacientes incumplen el tratamiento, una situación que aumenta el riesgo de recaídas, con ingresos hospitalarios más frecuentes, disminuyendo la calidad de vida del paciente y repercutiendo claramente en las familias y cuidadores.
 
Circuito del programa
El facultativo de Psiquiatría es el responsable de prescribir estos tratamientos en los pacientes que lo requieren y hacer los seguimientos en las consultas sucesivas. Una vez dentro del Programa, el paciente es citado por el Servicio de Salud Mental y en una única visita al Hospital,  recoge la medicación en el Servicio de Farmacia,  es evaluado mediante formularios específicos y se administra por personal de enfermería. Si en esta evaluación se detecta algún problema se informa al facultativo de Psiquiatría de cara a valorar una revisión urgente.
 
En una segunda fase, el programa se ha ampliado al ámbito de la Atención Primaria. El facultativo de Psiquiatría pasa consulta en el Centro de Salud semanalmente. En este caso, Farmacia recibe la información de los pacientes incluidos y se envía la medicación al centro, donde es administrada  por el personal de enfermería.
 
En cuanto a los resultados, se han incluido un total 60 pacientes que han alcanzado una adherencia terapéutica del 97,97 por ciento consiguiendo los objetivos del programa. Este éxito se ha basado en una fluida y continua comunicación entre todos los profesionales implicados, con el fin último de mejorar la calidad de vida de los pacientes.
 

Galería multimedia

  • El Servicio de Farmacia del Área Integrada de Almansa, finalista en unos premios nacionales que reconocen proyectos de adherencia al tratamiento